Diferencias entre los humificadores y los deshumidificadores

Si han seguido nuestro blog, seguro han encontrado humidificadores y deshumidificadores en varios títulos de nuestras entradas, y quizás hayan caído en el error de confundir ambos términos. Sin embargo, se trata sistemas diferentes con funcionamientos dispares, cada uno de los cuales vale la pena conocer. Para evitar las confusiones y la posible ambigüedad, en esta nueva entrada nos enfocaremos a explicar las diferencias que hay entre ambas unidades, de modo que determinen cuál es la más adecuada a sus requerimientos.

Para empezar, mencionemos que los deshumidificadores consisten en electrodomésticos, fijos o móviles, que se utilizan para eliminar cierto porcentaje de humedad del aire. Automáticamente, estos dispositivos tienen la función de controlar la cantidad de humedad y hacer que este porcentaje sea estable; en general, el porcentaje de humedad en el aire no debe ser inferior al 40% en invierno y no debe superar el 50% en verano.

Es importante la reducción de la presencia de humedad en el aire, ya que de esta manera se evita el crecimiento de moho, bacterias, corrosión y olores desagradables, agentes que en general pueden dañar cualquier cosa, no sólo las paredes sino también los muebles y los revestimientos. Otro aspecto que cabe mencionar es que la presencia de humedad excesiva en el aire puede generar una sensación de incomodidad, así como molestias, por lo que si esto está presente en la casa, comprar un deshumidificador resulta apremiante.

Pero eso no es todo, los deshumidificadores también son adecuados para ambientes húmedos, como los almacenes, armarios, pero especialmente baños y cocinas. Esto aplica no sólo a niveles residenciales, sino también a niveles comerciales e industriales. Cabe agregar que los sistemas de deshumidificación pueden eliminar la humedad del aire sin alterar la temperatura; esto último es lo que los diferencia en gran medida de los aires acondicionados.

Ahora bien, es muy importante que el nivel de humedad se mantenga en ciertos niveles para que esta no tenga un impacto en nuestro cuerpo y en el medio ambiente que nos rodea; sin embargo, también es importante que dicho nivel de humedad no sea tan alto. Es justo aquí donde entran los sistemas humidificadores. Como algunos sabrán, el aire seco tiene efectos negativos en nuestro cuerpo, por ejemplo, puede causar dolor de garganta, membranas respiratorias mucosas y secas, así como alergias debido al levantamiento de polvo y la obstrucción nasal. Esto suele darse más a menudo en invierno que en tiempos estivales. En época invernal, los sistemas de calefacción suelen estar más encendidos que en estaciones anteriores, lo que precipita considerablemente la presencia de humedad en el ambiente. Para solucionar tal inconveniente, se recurre al uso de humidificadores.

A diferencia de los deshumidificadores que operan en ambientes con altos niveles de humedad, un sistema humidificador mantiene al margen la resequedad de cualquier entorno cerrado. Este dispositivo puede detectar el porcentaje de humedad en el aire utilizando sensores y luego devolverlo a los niveles establecidos. Aquí cabe hacer una división entre humidificadores de vapor frío y de vapor caliente. Los primeros se encargan de rociar el agua fría en un tanque y liberarla al medio ambiente; estos son de suma utilidad para habitaciones que sean muy cálidas en invierno o aquellas habitaciones con muchas plantas, ya que no producen calor y reducen el consumo de energía. Por otro lado, los humidificadores de vapor caliente, hierven el agua en sus recipientes para luego ser evaporada en el ambiente. Este último tipo es adecuado para habitaciones donde duermen niños o bebés.

Como puede intuirse, antes de instalar un humidificador o deshumidificador, es necesario conocer de antemano el entorno a tratar, ya que cada modelo está más o menos adaptado a situaciones específicas. Con lo dicho hasta aquí, sin duda podrán determinar el más adecuado a sus necesidades y preferencias. Se trató de una visión un tanto general, sin embargo, aún hay algunas cosas que pueden mencionarse con respecto a ambos sistemas de regulación de humedad:

Humidificadores

Es común que el aire esté demasiado seco durante los meses de invierno, lo cual puede causar problemas de salud como hemorragias nasales, dolores de cabeza, reacciones alérgicas y sequedad de la piel. Asimismo, la baja humedad puede hacer que la madera o los muebles de este material se sequen y se agrieten.

Por fortuna, los equipos de humidificación ayudan a devolver la humedad al aire para evitar estos problemas y mantener despejadas las vías respiratorias. El punto principal a recordar de estas unidades es que es sumamente importante mantenerlas limpias; esto debido a lo fácil que es que crezcan moho y hongos en estas máquinas, por lo que se recomienda limpiarlas después de cada uso.

Cabe agregar que los humidificadores se vuelven contraproducentes si agregan humedad llena de moho y bacterias, ya que es probable que los residentes se enfermen en lugar de mantenerse saludable.

Deshumidificadores

Los deshumidificadores eliminan la humedad del aire, lo que ayuda a reducir al mínimo los ácaros del polvo, el moho y su propagación en los hogares, comercios, e industrias. Si el aire es demasiado húmedo, aumenta la probabilidad de que las personas experimenten problemas relacionadas con las alergias y asma.

Ahora bien, existen diversos tipos de deshumidificadores, entre los que destacan los refrigerantes, desecantes, los de membrana iónica y de electrónica. Cada uno cuenta con características propias, que se ajustan a diversos requerimientos de control de humedad.

Con lo dicho hasta aquí tendrán una comprensión breve pero detallada sobre ambos tipos de sistemas de control de humedad, asimismo, sobre sus diferencias, con lo cual seguramente ya sabrán cuál es el más adecuado para su caso. ¿Necesitan alguno de estos 2 equipos para combatir la resequedad o el exceso de humedad? Entonces contacten al personal de H2OTEK. Con nosotros encontrarán humidificadores y deshumidificadores de la mejor calidad a un precio justo.

Si desean conocer más detalles sobre cada uno de estos equipos, les invitamos a revisar nuestro sitio web donde encontrarán información de interés. En caso de que necesiten mayores especificaciones, les invitamos contactar directamente con nuestro personal de atención, el cual les atenderá con profesionalismo y cordialidad. ¡Gracias por su visita!