Alternativas para la humidificación del cuerpo humano

Consejos para mantener la humedad en la piel

Las células superiores que forman la capa protectora de la epidermis se denominan corneocitos, éstos son fundamentales para la retención de la humedad; su presencia permite prevenir y combatir la formación de rajaduras y fisuras en la piel.

Un factor que daña mucho la piel es el nivel de sequedad o ausencia de humedad que ésta puede presentar; al dejarlo pasar las irritaciones pueden aparecer, desencadenando dolor y hasta heridas. Para contrarrestar esto, se pueden seguir una serie de consejos para mantener una piel sana y lozana.

Algo que puede servir como remedio es la sábila, y es que está demostrado que esta planta tiene propiedades únicas como ácido glutámico, ácido aspártico, glicina, arginina, alanita, entre otros que sirven para satisfacer múltiples funciones. Alguno expertos aconsejan usar la sábila para ayudar en problemas de acné, ya que puede ser utilizado como humectante, incluso tiene la facultad de actuar como cicatrizante. Sin duda alguna, recurrir a la sábila es beneficiosa para nuestra piel, porque la mantendrá con un nivel de humedad aceptable.

Ducharse con agua muy caliente puede ser contraproducente y se debe a que las altas temperaturas absorben el grado de humedad de nuestro cuerpo; asimismo el frío extremo provocará daño en nuestra piel. Ante las inclemencias del clima, lo mejor es recurrir a aparatos que permitan un control adecuado de la humedad en el ambiente.

Se recomienda tener cuidado con el uso de algunos jabones; algunos de estos productos prometen eliminar la grasa de la piel, sobre todo en el rostro, aun así, algunos jabones pueden resultar perjudiciales, ya que deshidratarán la piel, además de que dejan rastro o signos de descamación. Lo mejor es informarse de qué jabones o cremas son los indicados para el tipo de piel según la persona.

Existen cremas o lociones que ayudan en la protección del cutis y la piel en general. Los dermatólogos aconsejan la utilización de cremas protectores de sol, nuestra dermis es muy sensible a este factor, por eso es fundamental su aplicación; asimismo hay tónicos faciales que protegen contra radicales libres, complementando la humectación adecuada.

También un humidificador es una buena opción para humedecer un área determinada y por ende, nuestro cuerpo, acomodar estos dispositivos de manera estratégica dentro del hogar u oficina, resultará en una función eficaz para confort de todos.